jueves, 26 de marzo de 2009

Star of Bethlehem: traumas actuales como pasados, conscientes como inconscientes.

STAR OF BETHLEHEM – estrella de Belén, ornithogalum umbellatum.
Emoción a tratar: shock, trauma.
Grupo: flores para los que sufren desánimo, abatimiento o desesperanza.

Esta esencia es un verdadero bálsamo para el alma y quizás sea “la estrella” de todos los elixires pues cura, alivia cualquier trauma recibido ya sea más cercano o más lejano en el tiempo, que lo recordemos o que haya pasado a la inconsciencia o que sea de mayor o menor intensidad y es por ello que el doctor Bach la incluyó en el remedio rescate.
Normalmente la vida trae situaciones traumáticas y lo saludable es superar esas situaciones por uno mismo, pero cuando un shock o trauma se convierte en un tremendo bloqueo a todos los niveles, incluso energético o vital esta esencia actúa de forma especialmente sutil y admirable curando la más profunda herida.
Se aconseja en ocasiones en que el dolor producido por un shock puede ser tan grande que la persona se niega a recibir consuelo. También se emplea en todas las clases de resistencia pues el dolor se produce cuando hay una resistencia hacia algo, es decir, si la vida trae una mala noticia y tratamos de aceptarla de la mejor manera, esta es la mejor forma de no provocar un trauma. Por ejemplo un fuerte viento puede partir un gran árbol pero no podrá nada con el cimbreante bambú.
Para las características físicas o psicosomáticas se aconseja en personas que se les apaga la voz conforme van hablando, con paso vacilante, situación de abuso de drogas o una ambición desmedida.
Para caídas de pelo repentinas, psicosis, gran tartamudeo, espanto, parálisis, fracturas, pérdida del habla, oído o algún otro síntoma derivado del shock, disociación, quimioterapia, operación grave, bloqueos en general.
Al tomar la esencia retorna una paz y una plenitud maravillosas, con la sensación de llegar a hacer o ser todo lo que se quiera y, lo más importante, encontrarse uno consigo mismo: conecta el consciente con el inconsciente por lo que se obtiene una mente clara, fortaleza interna, y una vitalidad interior inigualables. En lugar de recrearnos en la desdicha, la esencia conduce esas tendencias mortificantes hacia el espíritu o nuestro ser real donde se diluyen y solo hay equilibrio y armonía.
El sistema nervioso se adapta a cualquier cambio, recuperándose fácilmente de cualquier tropezón por duro que sea, permite que el trauma pase por nuestra experiencia sin dañarnos.
Como dice el doctor: “consuela y calma los dolores y las penas”.

3 comentarios:

Lily dijo...

Hola Puri!

Te escribo solo para decirte que me encanta tu blog, la manera tan clara en la que presentas y explicas este maravilloso tratamiento con las flores.

Tuve la fortuna de enterarme de esta maravilla por un gran amigo mio a quien se lo recomendaste, hace ya mas de una semana que empece a tomar mi remedio floral y realmente estoy sorprendida!!!
Me he sentido de maravilla, tan tranquila, contenta y tan en paz conmigo misma que no dejo de sorprenderme...

Te felicito por poner esta informacion tan valiosa al alcance de todos, pues no cabe duda que al igual que Carlos con su blog de la L.H, cambiaras la vida de muchas personas...


Saludos desde Puerto Vallarta!!

Puri Lozano dijo...

¡hola Lily, guapa! ¡que alegría y que sorpresa tu entrada! y además desde esa tierra tan linda y querida... me imagino quien es el gran amigo tuyo que te recomendó las flores y sí, es un buen gran amigo ¡cuidale! eh?
Y, bueno, la verdad es que me abrumas con tus elogios pero ¿sabes una cosa? yo si tengo un gran interés en publicar y difundir las flores de Bach así como la limpieza hepática pero estoy completamente segura de que el doctor Bach nos empuja a los que conocemos esta maravillosa y, a la vez, tan sencilla forma de sanación para que pongamos el mayor empeño en su divulgación pues él así lo quería... y, desde donde esté, nos influye para que así sea pues si no, no tiene explicación cómo he llegado yo hasta aquí, hace ya años que se me ha abierto "una vereda" por donde transcurrir de una forma fácil, nítida, amena, constante, segura y con un marcado final: el conocimiento de las flores que no es otro que el de la vida misma o el conocimiento de uno mismo pues, principalmente, las flores también son un buen medio para el autoconocimiento.
Con la limpieza hepática aún estoy por averiguar qué se esconde detrás de ella pues no es tan sencilla como parece, me lo ha hecho pasar muy mal, a niveles internos (es toda una "limpieza emocional") pero hoy puedo decir que ha cambiado mi vida, que hay un antes y un después, además de conocer a gente como tu, Jorge, Carlos...
Ni siquiera aspiro a que este blog sea mínimamente como el de Carlos que es toda una revolución social, pero bueno, ahí seguiremos y si vale para ayudar, aunque solo sea a una persona, pues puedo darme por satisfecha.
Muchas gracias Lily por tu entrada y participa cuando quieras, si tienes alguna duda o quieres aportar el resultado que te proporcionan las flores o si quieres charlar con una amiga pues ¡aquí estoy! por aquí o por el correo.
Un abrazo enorme y mucha añoranza hacia ese México lindo y querido...

NOTA: el blog de Carlos es

http://lalimpiezahepatica.blogspot.com/

Puri Lozano dijo...

Otra cosa, para Lily y para todos, hay una canción que me emociona tremendamente y es precisamente de un grupo mexicano, se lama "Maná", si pincháis aquí sabréis a qué me refiero. Esta es una versión en directo pero si miráis en la parte derecha hay bastantes más versiones y videos de la misma canción. Desde luego, quien la compuso estaba bien inspirad@ ese día...
El enlace es:
http://www.youtube.com/watch?v=k6lBWjC89sE